La ministra del Interior, Ayelet Shaked, recorrió el Aeropuerto Ben Gurión de Tel Aviv en el marco de la implementación de nuevos controles para evitar un fuerte rebrote de coronavirus.

Desde allí, la responsable de la cartera habló con la prensa y manifestó que si los casos de COVID-19 aumentan drásticamente, las autoridades no descartan volver a cerrar el Aeropuerto Ben Gurión.

Ayelet Shaked, ministra del Interior. Foto: Facebook

“La realidad de hoy es diferente a la de hace unos meses, y queremos seguir permitiendo viajar a los ciudadanos. Pero si aumenta la morbilidad, podríamos detener los vuelos”, señaló Shaked. Asimismo, la jerarca hizo hincapié en que “estamos intentando mantener la rutina de vida”. Es por eso que desde el Gobierno se está insistiendo con la vacunación de adolescentes, para evitar nuevas restricciones. 

En este sentido, por el momento las autoridades israelíes están evaluando prohibir los vuelos específicamente a los países que forman parte de la “lista roja”. Estos son: Argentina, México, Brasil, Sudáfrica, India y Rusia. Hasta ahora, se implementó una multa de 5.000 shékels (1500 dólares) para los ciudadanos israelíes que viajen a dichos destinos. Solo pueden hacerlo quienes se presentan a un “Comité de Excepciones”, que tiene la potestad de aprobar dicha visita por motivos específicos.

Más noticias de Israel en Aurora