Publicado el: 23/02/2011

Boris Spivacow

Una loca genialidad que vendió millones de libros El mítico inventor de un fascículo más un libro puestos en los quioscos

Fue un genio medio loco que hizo cosas increíbles como editar el “Martín Fierro” ilustrado por Castagnino y vender en tres meses 170.000 ejemplares. Editor culto y carismático, sostenido por el coraje, la pasión y las convicciones, Spivacow fundó el Centro Editor de América Latina que publicó miles de títulos y millones de ejemplares. Siendo perseguido por las sucesivas dictaduras militares, y pese a que sus libros fueron secuestrados y quemados, siguió editándolos y distribuyéndolos en todo el país. Esos libros integraron las bibliotecas de los docentes y de la juventud de los años sesenta y setenta.

Fue el inventor de una idea que muchos aprovecharon después: la de publicar un fascículo ilustrado junto con un libro, lo que posibilitaba que fuesen vendidos en los quioscos de diarios a precios populares. Así apareció en 1967 la historia de la literatura argentina.

Si algo caracterizaba a Spivacow, además de la voluntad y la inventiva, era la tolerancia con que manejaba su empresa, donde se garantizaba la libertad de expresión. Pagaba los sueldos de sus empleados presos y cuando secuestraron a uno de sus empleados, Spivacow recorrió durante horas comisarías y centros de detención pensando que eso caía entre sus deberes. No era un aventurero pero arriesgaba siempre, por razones políticas y también por el impulso de jugar el destino económico de su editorial en cada nuevo proyecto.

Nació en 1915 y murió en 1994. Su nombre figura en la plaza de la Biblioteca Nacional.


Fuente: "Vida judía en Argentina: aportes para el Bicentenario" coordinado por Magdalena Faillence. Proyecto Curatorial, contenidos y producción: Elio Kapszuk - Ana E. Wainstein



Imágenes
Image
1 de 1

23/02/2011 17:47:50 Anónimo
Muy buena esta sección
Comentarios
Enterate como ayudar
blog
Recibí nuestras novedades