Iortzait

El aniversario

El Iortzait o día del aniversario del fallecimiento del ser querido, se conmemorará al cumplirse la fecha de su muerte y no la del entierro. Mas al cumplirse el primer año exclusivamente, el Iortzait tendrá lugar en el día de la fecha del entierro. Sin embargo hay comunidades que lo conmemoran en la fecha en que hubiere ocurrido el fallecimiento, como en todos los siguientes años.

Es importante destacar que la fecha del Iortzait se fija según el calendario hebreo y no según el gregoriano.


AMIA brinda el servicio de recordación del Iortzait para aquellas personas que dejaron registrada su dirección de correo electrónico en el momento de realizar los trámites por el sepelio de un ser querido, o quien lo solicite posteriormente. De esta forma, recibirán todos los años el recordatorio del Iortzait por esa vía. 

La información que se envía brinda también la posibilidad de conocer más sobre las tradiciones vinculadas a este ritual, la oración que se recita (Kadish) y acceder al listado de templos a los que se puede acudir para cumplir con dicho precepto. 

El objetivo es continuar honrando la memoria de quienes nos precedieron y marcaron el camino, poniendo en acción los valores que guían a nuestro pueblo.



Según el rito Ashkenazí es costumbre que, en el Shabat anterior al día del Iortzait, el Avel sea llamado a la lectura del Maftir y que oficie como Jazán en las oraciones de Musaf y Arvit de Motzaé Shabat. Algunas comunidades Sefaradíes mantienen el rito de subir a la lectura del Mashlim (luego del cual se recita el Kadish) y otros acostumbran también oficiar en Musaf.

Hay otros ritos que indican oficiar en todas las oraciones del Shabat, inclusive en la de Kabalat Shabat. Por cierto, se deberá proceder según la costumbre de cada comunidad.

En lo que se refiere al Kadish, según algunas costumbres Sefaradíes comenzará a pronunciarse en la oración de Arvit del Shabat anterior, siguiendo con ello hasta la oración de Minjá del día del aniversario. Otras costumbres indican comenzar a decirlo recién en Arvit de Motzaé Shabat. Se deberá actuar según la costumbre de cada comunidad.

En caso de que el Iortzait cayera en Shabat, se comenzará a decir el Kadish desde el Shabat anterior hasta el Shabat correspondiente al aniversario.

En cambio, según la costumbre Ashkenazí, se pronunciará el Kadish solamente el día mismo del Iortzait.

En el día del Iortzait también es muy beneficioso para el alma del difunto dirigir las oraciones de Arvit, Shajarit y Minjá en la Sinagoga. El día en que se lee la Torá, el Avel deberá ser llamado a su lectura para luego pronunciar la Ashkavá o El Malé Rajamin. Si no se lee la Torá en ese día, lo llamarán a hacerlo con anterioridad al Iortzait.

Al comienzo del Iortzait, el Avel encenderá una vela (Ner Neshamá) en el momento de la puesta del sol. Ésta permanecerá encendida hasta la salida de las estrellas del día siguiente, siendo la costumbre no apagarla y dejar que se extinga sola.

En el seno de la comunidad Sefaradí, en ese día se acostumbra realizar en la Sinagoga (o en la casa) un Darush en memoria del difunto, o una sesión de estudio de la Torá. Inclusive, para el público presente que haya venido a escuchar, se podrá ofrecer una Seudá, recitando las bendiciones de los alimentos en memoria del fallecido. Sin embargo reiteramos que lo que más favorece a la memoria del ser querido es el estudio de la Torá.

Es costumbre Ashkenazí dedicar este día al estudio de Mishnaiot, en honor y recuerdo de la persona fallecida. Al comenzar con el estudio se invocarán los nombres del difunto y de su padre. Luego se estudiarán los capítulos de Mishnaiot cuyas iniciales formen su nombre y las cuatro últimas Mishnaiot del capítulo 7 del Tratado de Mikvaot. Al finalizar se pronunciarán la oración Ana y el Kadish DeRabanán.

Es costumbre ayunar en este día y no concurrir a eventos festivos (esto último desde la noche anterior). En los días en que no se dice Tajanún, no se ayunará.

Cabe recalcar la importancia que tiene efectuar donaciones de Tzedaká en este día, en memoria del difunto

En el día de Iortzait se visitará la tumba del difunto, pronunciándose varios capítulos de Tehilim, la Ashkavá o EL Malé Rajamim y, si hubiera un Minián, se pronunciará también el Kadish.

Si la persona hubiera fallecido en un año bisiesto, en el Primer Adar o en el Segundo Adar, cuando vuelva a ser año bisiesto se recordará el Iortzait durante el mismo Adar en el cual haya fallecido.

Si el fallecimiento hubiera sucedido en el mes de Adar de un año común, en los años bisiestos se observará el Iortzait:

        -  en el Primer Adar, según el rito Ashkenazí
  - 
en el Segundo Adar, según el rito Sefaradí.

Igualmente, entre las comunidades Ashkenazíes hay quienes acostumbrar recitar el Kadish y todos los rezos anteriormente mencionados, también en el Segundo Adar.


Fuente: “EL PORTAL A LA VIDA - GUÍA PRÁCTICA PARA EL DUELO JUDÍO”. Compilación de leyes y costumbres. Que entregamos a los deudos en cada sepelio - Capítulo 17

RAB DAVID BEN SHIMON ALTER, y supervisado por el Rab. Shlomo Benhamu




Enterate como ayudar
blog
Recibí nuestras novedades